31 de agosto de 2016

Vietnam: un poco de historia

Lo primero que suele venir a la mente al oír Vietnam es la famosa guerra contra EEUU popularizada por Hollywood, pero este no es más que el último de una larga serie de conflictos que el país ha sufrido a lo largo de su historia.

Su gran enemigo histórico (y en la actualidad) ha sido China, de hecho “Vietnam” significa las gentes del sur, por su situación al sur del gigante asiático. Durante 1000 años las dinastías chinas dominaron el país, el cual se convirtió en un punto estratégico del comercio marítimo entre China y la India. Herencia de la dominación china son el cultivo del arroz y los sistemas de riego. En el siglo X los chinos fueron expulsados de Vietnam aunque los conflictos entre ambos serían frecuentes en los siglos sucesivos.


Desde mediados del siglo XIX Vietnam formó parte de la Indochina francesa junto con las actuales Laos y Camboya. Tras la Segunda Guerra Mundial declaró su independencia dando lugar a la Guerra de Indochina entre la metrópoli, apoyada por EEUU, y los comunistas del Vietminh encabezados por Ho Chi Minh. Este conflicto finalizaría en 1954 con la Conferencia de Ginebra que dividía el país en dos estados separados por el paralelo 17. El norte dominado por los comunistas y el sur gobernado por el católico anticomunista Dinh Diem. En teoría se tenía que celebrar un referendum para decidir la unión o separación de ambos estados, pero este nunca se celebró porque EEUU temía que el comunista Ho Chi Minh ganara el referendum por aplastante mayoría. Aquí comienza la Segunda Guerra de Indochina, más conocida como la Guerra de Vietnam, entre en norte comunista y el sur anticomunista. EEUU nunca declaró la guerra a los vietnamitas del norte pero prestó apoyo militar al sur llegando a tener en 1969  más de medio millón de soldados en Vietnam. El conflicto se enmarca dentro de otros muchos de la Guerra Fría y supuso una gran pérdida tanto económica como en vidas humanas para EEUU, además de perder la batalla de la opinión pública, incluso dentro de sus propias fronteras, tras darse a conocer algunas matanzas indiscriminadas contra la población civil. En 1973 se produjo la retirada completa de las tropas americanas y en 1975 finalizaba el conflicto tras la toma de la capital del sur, Saigón, por las tropas del norte. En honor a su lider Saigón pasó a llamarse Ho Chi Minh.




La Guerra de Indochina está muy bien reflejada en la novela de Graham Greene “El americano tranquilo” (muy recomendable). Tambien hay un par de películas basadas en la novela, la última del 2002 protagonizada por el gran Michael Caine.
De la Guerra de Vietnam hay innumerables grandes películas: la chaqueta metálica, Apocalipsis Now, Platoon y mi favorita, el cazador.


La actual Vietnam

Vietnam tiene algo más de 92 millones de habitantes y una superficie de 330.000 km2. Forma parte de la Península de Indochina. Crece aproximadamente un millón de habitantes cada año.



El unificado Vietnam ha cambiado de forma espectacular en los ultimos 30 años. Sigue la doctrina de sus vecinos chinos de comunismo político y capitalismo económico y actualmente es una de las economías más potentes del sudeste asiático (este año esperan superar el 6% de crecimiento económico). El país se ha modernizado rapidamente especialmente en el urbano sur, persistiendo la secular vietnam agrícola. Es el segundo exportador de arroz del mundo, tiene una potente industria turística e industrial (la finesa Nokia acaba de anunciar su instalación en Vietnam). 
Las relaciones con su antiguo enemigo americano se han normalizado completamente, como ejemplo este año Obama ha visitado Hanói y comido noodles en un restaurante tradicional.


Próximo capítulo: la cocina vietnamita.

28 de agosto de 2016

Alojamiento en Vietnam

Como siempre, reservamos los hoteles con la web de Booking. Nos gusta poder realizar la reserva sin adelantar dinero y nunca nos ha fallado. En la elección de los hoteles nos guiamos por las opiniones de otros viajeros en el mismo Booking o en Tripadvisor, más que en las guías. Cada vez somos más comodones y buscamos alojamientos con encanto sin que se dispare el precio de forma exagerada. Por supuesto que se puede dormir en establecimientos con un precio muy inferior al de nuestra lista.

Podéis leer las críticas de Tripadvisor de los hoteles haciendo click en ellos. El precio que consta es el precio final por noche incluidos impuestos. Todos incluyen el desayuno. Tened en cuenta que al viajar con la niña todas las habitaciones son dobles con supletoria o triple. Si viajáis en pareja los precios serán algo menores. El precio de las reservas le hicimos en $ y es el que consta. Con el tipo de cambio que obtuvimos en nuestro banco hay que multiplicar el precio por 0.95 para convertirlo a euros. El nombre de la habitación es tal y como aparece en Booking, no os dejéis deslumbrar por el omnipresente “Deluxe”.


1. Ho Chi MinhAnpha Boutique Hotel ( 3 noches)



Elegimos este hotel por su excelente situación, al lado del Mercado de Ben Thanh y a 15’ andando del Distrito de Dong Khoi, donde se encuentran los principales puntos turísticos de la ciudad. En una calle adyacente se encuentra el Street Food Market, ideal para cenar.
Es un hotel pequeño con 7 plantas y tan sólo 3 habitaciones en cada una. Las habitaciones son pequeñas, la nuestra era una Doble Deluxe Premier y no sobraba espacio, no os recomiendo reservar una doble normal porque probablemente no tengáis espacio para las maletas. Están muy bien decoradas, con un estilo occidental. Baño con bañera. Wifi gratuito que funciona de maravilla en todo el establecimiento, habitación incluida. El desayuno se sirve en una bonita terraza con vista panorámica de la ciudad. Es a la carta y se puede elegir gran número de variedades (vietnamita, asiático, continental, inglés, americano…).  El personal es muy amable. Reservamos con ellos tanto la recogida en el aeropuerto el día que llegamos como cuando volamos a Siem Reap. No recuerdo exactamente el precio, alrededor de 12-15 $ por trayecto.
Repetiríamos el hotel sin lugar a dudas.
Precio por noche en  habitación Doble Deluxe Premier: 77 $ (niño hasta 12 años gratis).
Calificación: 4/5.


2. Siem ReapGolden Temple Residence ( 3 noches)




En algunos viajes descubrimos un hotel de los que quedan en nuestra memoria para siempre, en este viaje le tocó a este. Todo empieza con la recogida gratuita en el aeropuerto, donde además del habitual conductor te espera una señorita que te ofrece una toalla para refrescarte, una bebida y una cálida bienvenida. Al llegar al hotel nuevo agasajo de bebidas y frutas mientras se realiza el check-in. Habitación enorme, domotizada. Baño con ducha. El hotel se encuentra el el centro de Siem Reap, al lado del mercado nocturno y a 5’ de Pub Street. Preciosa piscina no saturada de clientes. El wifi es gratuito y funciona correctamente en todo el hotel, habitaciones incluidas.
Magnífico restaurante. Desayuno buffet no demasiado amplio pero de calidad. IMac disponibles para los clientes en el lobby. La misma señorita que te recoge en el aeropuerto te atiende durante toda la estancia y te acompaña de nuevo al aeropuerto cuando te vas. El personal no puede ser más amable. 
Inolvidable y totalmente recomendable.
Precio por noche en habitación Deluxe Urban: 97 $ (cama supletoria 15 $ por noche).
Calificación: 5/5.



3. Hoi AnEssence Hoi An Hotel & Spa (3 noches)




Hotel situado a las afueras de la ciudad, a 15’ andando del centro histórico. Dispone de transfer gratuito tanto al centro como a la magnífica playa de An Bang donde dispone de hamacas y sombrillas gratuitas. El problema es que el horario de los transfer no es excesivamente amplio y que en ocasiones va lleno.
Habitación de tamaño correcto, bien decorada con estilo local. Baño algo pequeño, con bañera.
Bonita piscina pero saturada de clientes en horas punta.
Gran desayuno buffet, el mejor del viaje. Hay de todo y de gran calidad.
El wifi es gratuito y funciona correctamente en todo el hotel, habitaciones incluidas.
Contratamos con el hotel los traslados al aeropuerto (¿18 $ por trayecto?). Si queréis ahorrar el viaje de vuelta lo podéis contratar el viaje en el pequeño restaurante al otro lado de la carretera enfrente del hotel por la mitad de precio.
Personal amable y profesional.
Fue el hotel más caro del viaje por el precio de la cama supletoria. Ahora elegiríamos otro hotel más céntrico y menos masificado.
Precio por noche en habitación Doble Deluxe: 94 $ (cama supletoria 30 $ por noche).
Calificación: 3.5/5.


4. HanóiMeracus Hotel 2 (3 noches)




Al igual que en Ho Chi Minh elegimos este hotel por su céntrica situación, en pleno Barrio Antiguo y al lado de Lago Hoan Kiem. Igualmente es un hotel pequeño, con personal muy amable y desayuno a la carta con numerosas opciones. La diferencia es que la habitación era mucho más amplia, aunque peor decorada. Dos únicos peros: el comedor donde se desayuna es demasiado pequeño y el último día nos tocó desayunar en la habitación porque no había mesa libre; y cobran 3% de recargo por pagar con tarjeta de crédito.
También repetiríamos de volver a Hanoi principalmente por su localización.
Precio por noche en Suite familiar con balcón: 80 $.
Calificación: 3.5/5.

Faltan las dos noches de la excursión que contratamos con Vega Travel a la Bahía de Halong y Tam Coc que comentaremos en su momento ya que no elegimos nosotros los hoteles sino que formaban parte del mismo paquete turístico.

Próximo capítulo: un poco de historia.

25 de agosto de 2016

Vietnam: itinerario

Este año planificar el viaje ha sido mucho más sencillo ya que un amigo viajó a Vietnam hace dos años y hemos seguido gran parte de sus indicaciones. 
Podéis encontrar mucha información sobre Vietnam en la web vietnamitas en Madrid
Además compramos la guía Lonely Planet (edición del 2014). Es una guía bastante completa e incluye un capítulo con la extensión a los templos de Angkor en la vecina Camboya.




Para elegir agencias locales con las que contratar las excursiones nos guiamos por las recomendaciones de otros viajeros en TripAdvisor. Las iremos mencionando con el diario del viaje.

Vietnam tiene 4 grandes zonas turísticas, además de otras innumerables regiones menos transitadas pero quizás igual de interesantes:
  1. El norte con el Valle de Sapa donde se realizan preciosas rutas de trekking. Generalmente se accede en tren nocturno desde Hanói y se pernocta al menos una noche en destino.
  2. Hanói, la capital situada en el norte del país. Una de las capitales asiáticas más cautivadoras. Desde aquí se suele hacer la excursión a uno de los lugares claves del viaje: la bahía de Halong.
  3. La región central con la ciudad imperial del Hué y Hoi An, puerto comercial histórico considerada la más bella del país. Se accede por el aeropuerto o la estación de tren de Danang.
  4. Ho Chi Minh, la antigua Saigón, capital del sur y punto de entrada al Delta del Mekong.
Es muy común hacer una extensión a la vecina Camboya para visitar los increíbles templos de Angkor, con epicentro en la ciudad de Siem Reap. Se puede acceder en un largo trayecto en autobús desde Ho Chi Minh o en avión desde las principales ciudades de Vietnam en un vuelo de una hora escasa. Si, como en nuestro caso, regresáis a Vietnam necesitaréis el visado de multientrada, además de pagar el visado de Camboya (dedicaremos un capítulo específico a Camboya más adelante).

El itinerario ha sido el siguiente:

1. Vuelo Madrid – Dubái – Ho Chi Minh.
2. Llegada a las 8 de la tarde. Noche en Ho Chi Minh.
3. Mañana en Ho Chi Minh y tarde excursión a los túneles de Cu chi.
4. Excursión de un día al Delta de Mekong.
5. Mañana en Ho Chi Minh y vuelo a Siem Reap.
6. Siem Reap: templos de Angkor.
7. Siem Reap: templos de Angkor.
8. Mañana en el Lago Tonlé Sap, tarde vuelo a Danang y traslado a Hoi An.
9. Hoi An.
10. Hoi An.
11. Manaña Montañas de Mármol, tarde vuelo a Hanói.
12. Hanói.
13. Excursión a Bahía de Halong. Noche a bordo del barco.
14. Mañana Bahía de Halong y tarde traslado a Tam Coc.
15. Mañana en Tam Coc y tarde traslado a Hanói.
16. Día completo en Hanói y vuelo nocturno de regreso vía Dubái.
17. Llegada a Madrid.




Se necesitan al menos dos semanas para poder hacer un recorrido en condiciones y aun así tuvimos que renunciar al maravilloso Valle de Sapa. Decidimos hacer el recorrido de sur a norte por motivos económicos del billete de avión pero creemos que además es recomendable porque el viaje en teoría va de menos a más.

Eliminamos del circuito a Hué para limitar los ya numerosos traslados y nos centramos 3 noches en Hoi An para recobrar fuerzas en sus playas y con su gastronomía.

Dimos muchas vueltas a la excursión a la Bahía de Halong (¿una o dos noches?). Al final optamos por una noche en la bahía y otra en Tam Coc. Este sería el único cambio que haríamos ahora, eliminaríamos Tam Coc del recorrido y ese día le dedicaríamos a otra noche en la Bahía, o mejor aún, con otro día adiccional iríamos a Sapa.

Próximo capítulo: alojamiento.

22 de julio de 2016

VIETNAM

Julio - Agosto 2016

La elección de Vietnam

Este año no teníamos elegido ningún destino, lo único claro era que no queríamos repetir Asia al haber viajado tres veces a este continente en los últimos 4 años. La elección inicial fue Guatemala, pero según fuimos preparando el viaje nos entraron dudas en cuanto a la seguridad, especialmente viajando con los hijos. Esas dudas, más algunos comentarios de los amigos sobre el mismo tema, hicieron que definitivamente abandonásemos la idea en el mes de Marzo. Se acercaba Abril, cuando solemos comprar los billetes de avión, y seguíamos sin destino. Entonces volvimos a acordarnos de Asia y en este caso el destino sería Vietnam, ya que cuando fuimos a Tailandia en el 2012 la intención inicial fue Vietnam pero tuvimos que renunciar por falta de días. Además incluiríamos a Camboya en el recorrido para poder disfrutar de unas de las maravillas del mundo: los templos de Angkor.


Requisitos de entrada

Para entrar en Vietnam se requiere visado. Este se puede conseguir de dos maneras. La más sencilla y cara es en la embajada de Vietnam en Madrid, bien presentando el pasaporte en mano o enviándolo por correo certificado. El problema es el riesgo de que se extravíe y las tasas (130 € multientrada y 80 € entrada única según la web vietnamitas en madrid ya que en la de la embajada no consta el precio). Por dichos motivos la mayoría de los turistas recurren a obtener el visado en el mismo aeropuerto. Pero Vietnam es un país comunista y para poder conseguir el visado se necesita una carta de invitación. Hay numerosas empresas en internet que han visto una forma sencilla de hacer negocio y te tramitan la carta. Nosotros hicimos el trámite en esta web. Nos costó 17 $ por persona más otros 5 $ para que la carta fuese personalizada, es decir que sólo apareciesen nuestros datos, no los de otros turistas. Algo recomendable ya que va impreso, además de tu nombre, el número de pasaporte y no sabes en que manos van a caer esos datos. La carta te la envían por email y la imprimes. Hay que asegurarse que la empresa que la gestiona es fiable ya que en la web de la embajada advierten que varias webs han sido cerradas por fraude. Las webs que recomiendan la Lonely Planet son bastante más caras.
Al llegar al aeropuerto tenemos que obtener el visado en la ventanilla “Landing Visa”. Tan sólo lo expiden los aeropuertos internacionales de Ho Chi Minh, Hanói o Danang. Además de la carta de invitación, se debe presentar el pasaporte (vigencia mínima de 6 meses y con 2 páginas en blanco), 2 fotografías tamaño carnet (muy importante acordarse de llevarlas) y 50 $ en concepto de tasas para el visado multientrada (si vas a salir y volver a entrar al país, por ejemplo para ir a Camboya). El visado de única entrada es más barato pero no recuerdo el precio. Además hay que rellenar unos formularios, es muy práctico llevarlos rellenos desde aquí ya que la empresa que te tramita la carta te envía una copia de los mismos con ella. También te ofrecerá, previo pago, sus servicios para acelerar los trámites en el aeropuerto. 
Es recomendable llevar $ porque se paga en metálico. De esta forma el visado multientrada cuesta 50 $ + 15 $ de la carta  (75 $) vs  130 € de la embajada.


¿Cuándo ir? 

Al ser un país con más de 2000 Km de norte a sur el clima varía según la zona a la que viajemos. En general la mejor época para viajar a Vietnam es desde Octubre a Abril, la época seca. En nuestro verano es la temporada de lluvias, además de que hay más turistas y los precios de los hoteles se elevan. Si, como es nuestro caso, te ves obligado a viajar en verano, las lluvias no suelen trastornar demasiado el viaje. A nosotros nos llovió en el sur, varias lluvias fuertes al día, generalmente a media tarde y de corta duración. Nos llovió bastante más el año pasado en Sri Lanka. El único problema serio de viajar en verano es que ocasionalmente hay tifones. Para obtener información actualizada sobre tifones o tormentas tropicales se puede consultar la web http://tropicalstormrisk.com.


¿Dónde volar?

Este ha sido el viaje que más me ha costado encontrar los vuelos, de hecho estuvimos a punto de cancelarlo porque no encontraba billetes por debajo de 1000 €. No hay vuelo directo desde España a Vietnam y la opción más directa sería volar con Vietnam Airlines desde París, pero es muy caro (no baja de 1000 € en temporada alta). Busca que te busca encontramos billete de ida a Ho Chi Minh y regreso desde Hanói, vía Dubái, con Emirates por 822 €, con seguro de anulación y médico incluidos, comprados a mediados de Abril en la web de Emirates.
Los 3 vuelos internos (Ho Chi Minh–Siem Reap, Siem Reap-Danang y Danang-Hanói) los reservamos con Vietnam Airlines por 245 € por persona (82 € de media por vuelo). También estas reservas las hicimos en la web, en este caso de Vietnam Airlines.
Los vuelos internacionales duraron unas 7 horas por trayecto y los nacionales una hora escasa cada uno. 




¿Cómo moverse?

Para desplazamientos internos largos lo más práctico y económico es el avión. La compañía nacional es Vietnam Airlines, una buena compañía con precios muy competitivos. Además hay varias línea aéreas low-cost, pero ojo que estas frecuentemente cancelan vuelos, lo leímos en la Lonely Planet y lo comprobamos en los aeropuertos. Hay una extensa oferta de sleeping-bus y de trenes cama nocturnos, más baratos que el avión pero mucho más lentos, tan sólo recomendables para mochileros de presupuesto ajustado.

Para los desplazamientos en las ciudades lo mejor son los taxis, en teoría muy baratos. El problema es que hay mucho timo y nosotros, pese a ir avisados, los sufrimos en nuestras carnes. Recomiendan usar tan sólo taxis de compañías de confianza (Mai Linh, Vinasun) y que lleven taxímetro. Pero ni con esas. El único que cogimos fue en Hanói, en teoría una compañía de confianza (Taxi Group) y con taxímetro. Pero debía estar trucado porque nos cobró por un trayecto urbano de escasos 10’ lo mismo que el de 45' de duración del hotel al aeropuerto: 400.000 vnd (16 € al cambio). Lo mejor es contratar los traslados del hotel al aeropuerto con el mismo establecimiento, al final es lo más barato y seguro. 

En Vietnam no está permitido alquilar un coche sin conductor. Lo habitual es contratar excursiones en minibuses con alguna agencia local, las cuales también ofrecen coches privados con chofer. La industria turística es muy potente y eficiente. Hay infinidad de agencias donde contratar todo tipo de excursiones, transporte o alojamiento. Al que le guste improvisar sobre la marcha no tendrá ningún problema. Nos ha sorprendido la cantidad de turistas, muchos más que en destinos aparentemente más populares como Tailandia o Bali, y especialmente de mochileros muy jóvenes (quizás es que vamos notando que cada vez somos más viejos).

Cruzar la calle en Hanói o Ho Chi Minh es un deporte de riesgo. El tráfico es descomunal, especialmente de motos, sin ningún tipo de normas de circulación (los semáforos apenas se respetan y los pasos de cebra nunca). Con el paso de los días te acostumbras a ir andando despacio, siempre hacia delante, mientras las motos te esquivan. Otra experiencia más del viaje.


video



Sanidad y seguridad

No existe ninguna vacuna obligatoria y las recomendadas son las mismas que deberíamos tener puestas siempre en estos viajes (hepatitis A y B, tétanos, fiebre tifoidea etc…). 
Aunque la malaria no está extendida en los lugares turísticos, no existe mejor profilaxis que la de prevenir que nos piquen los mosquitos. 
En la web del Ministerio de Sanidad podéis encontrar información, pero es recomendable pedir cita en un centro de vacunación internacional donde os explicarán con detalle todo.

Vietnam es un país bastante seguro para viajar, con índices de delincuencia bajos. En los últimos años con la gran afluencia de turistas empiezan ha aparecer carteristas en las zonas más frecuentadas de Hanói.
El principal problema es que hay mucha picaresca y en ocasiones se tiende a engañar al turista con los precios, el cambio de moneda, el alojamiento con un nombre similar a los recomendados por las principales guías de viaje o especialmente en los taxis, como ya comentamos. Sin embargo en los establecimientos de precio medio-alto el trato es exquisito.Si surge cualquier contratiempo grave la Embajada Española se encuentra en Hanói (calle Le Hong Phong 4).

Moneda

La moneda de Vietnam es el Dong (VND). El tipo de cambio aproximado actualmente es de 1 € = 25.000 vnd. No cotiza en los mercados internacionales por lo que no es posible llevar dongs desde otro país. Los billetes van desde los 500 a los 500.000 vnd, siempre llevan el retrato de Ho Chi Minh. Las monedas no circulan dado su escaso valor. Hay que tener cuidado con los billetes de 10.000 y 100.000 vnd porque son muy parecidos.
Se pueden cambiar tanto dólares como euros en bancos, casas de cambio, agencias de viajes y joyerías. También hay numerosos cajeros automáticos (ATM) pero en ocasiones limitan sacar dinero a 2 millones de dongs (40 €).
La tarjeta de crédito tan sólo es aceptada en hoteles y restaurantes de precio medio-alto y algunos recargan un 3% de comisión.




Teléfono

Las principales compañías telefónicas son Mobifone, Vinaphone y Viettel. Nosotros compramos una tarjeta sim de Mobifone en el aeropuerto por 10 $ con 5 $ de llamadas internacionales, datos ilimitados y llamadas nacionales gratuitas. La cobertura 3G y el wifi es muy buena, hay wifi en todos los lados, buses turísticos incluidos.
Los enchufes son similares a los nuestros, herencia de haber sido colonia francesa.

Próximo capítulo: itinerario.

3 de noviembre de 2015

Sri Lanka: balance final

Con este capítulo finaliza el recorrido por Sri Lanka y como siempre solemos hacer vamos a intentar resumir el viaje y sacar algunas conclusiones.

Probablemente es un destino que llama mucho menos la atención que otros del sudeste asiático como Tailandia, Vietnam o Indonesia pero es un lugar muy, muy interesante. Reúne un montón de ruinas de antiguos reinos realmente formidables, parques nacionales donde poder ver gran cantidad de fauna, incluidos grandes mamíferos como elefantes o leopardos, y playas paradisiacas.
El lado negativo es que seguramente la llegada de turistas de forma masiva tras el fin de la guerra civil ha hecho que en algunos lugares, afortunadamente pocos, el personal que trabaja con turistas haya perdido la amabilidad característica de Asia y que los precios de entrada a los monumentos son claramente abusivos. Sri Lanka corre el riesgo de morir de éxito como no regule adecuadamente estos aspectos, pero si lo hace tiene un potencial turístico enorme. Quizás queden pocos años para que la masificación sea ya irreversible, de hecho la isla misteriosa conocida tan sólo por algunos viajeros intrépidos ya no existe.

Es un viaje más caro que otros destinos asiáticos que hemos visitado como Tailandia o Indonesia ya que el nivel de vida es más alto. Nuestro presupuesto aproximado para dos adultos y una niña ha sido el siguiente:
  • Vuelo: 760 por persona €
  • Conductor privado durante 13 días: 690 € 
  • Tren Nanu Oya- Ella: 7 € por persona 
  • 12 noches de hotel: 1346 € (habitaciones triples)
  • Comidas: 557 €
  • Entradas: 229 €
  • Safaris y otras actividades: 398 €
  • Visado: 27 € por persona
  • Seguro de viaje: 42 € por persona

En total 1900 € por persona. Se puede abaratar considerablemente usando el transporte público pero viajando varias personas no creo que salga a cuenta por la comodidad de disponer de conductor a todas las horas y el tiempo que se gana. Otro apartado donde se puede ahorrar es el alojamiento, nosotros solemos combinar establecimientos económicos con otros donde darnos un capricho. Os recomendaría que si el presupuesto os lo permite no olvidéis el 98 acres en Ella y el Good Karma en Tangalle. Las entradas a los monumentos y los safaris y otras actividades (masajes, avistamiento de tortugas) son un gasto casi obligado.






Y como colofón la clásica lista de los mejores lugares del viaje:
  1. El safari de Minneriya posiblemente fue el mejor momento del viaje gracias al precioso paisaje, las grandes manadas de elefantes, el clima, la emoción de nuestro primer safari y la amabilidad del guía. 
  2. La estancia en el Hotel 98 acres de Ella con la subida al Little Adam's Peak y la inmensidad de las colinas de té.
  3. El relax en el Hotel Good Karma en la playa de Tangalle, el paraíso terrenal.
  4. Las inmensas ruinas de Polonnaruwa donde sentir el peso de la historia.
  5. La fatigosa subida a la mole rocosa de Sigiriya para contemplar los preciosos frescos.

Sri Lanka os espera....