22 de noviembre de 2009

Barranco del Río Dulce

Aprovechando este cálido otoño, os proponemos una ruta de senderismo muy sencilla y apta para todos, en la provincia de Guadalajara: el Barranco del Río Dulce, que discurre entre las localidades de Pelegrina y Aragosa. De fácil acceso en coche desde la N-II, tomando la salida 119 hacia Sigüenza por Mandayona.
Lo primero que encontramos es el mirador erigido en memoria de Félix Rodriguez de la Fuente. Pocos saben que este paraje fue donde se rodó la serie de TV de los años 70  "Fauna Ibérica";  ya que es un importante ecosistema con gran cantidad de aves (buitres, garza, águila, halcón...) y mamíferos (jabalí, corzo, zorro..). Desde el mirador hay una preciosa vista del barranco labrado por el río Dulce, con chopos, sauces, fresnos y arces poblando sus riberas, de color amarillo en esta estación.




Desde aquí cogemos el desvio a Pelegrina, pequeña localidad dominada por las ruinas del castillo, residencia de verano de los obispos de Sigüenza y destruido por las tropas Napoleónicas. Podemos dejar el coche en las proximidades del Restaurante "El Paraiso" y de paso reservar mesa para comer (comida típica castellana). Calcular unas 2 horas de caminata entre ida y vuelta. Aunque la ruta entera es de 14 Km entre las localidades de Aragosa y Pelegrina, nosotros nos vamos a limitar a los 2 últimos, entre esta última localidad y el mirador de Félix, la más espectacular de toda la ruta, ya que discurre entre las paredes calizas del barranco, siguiendo el curso del río. Desde Pelegrina bajamos por una carretera asfaltada cerrada al tráfico y cruzamos por un puente de madera el río hasta su otra orilla. Desde aquí podemos coger un sendero que discurre pegado a la orilla o una senda cubierta de vegetación que trepa por la ladera y permite tener una visión más panorámica del barranco. La mejor opción es hacer la ida  por una y regresar por la otra para hacer más amena la caminata. Si seguimos la segunda ruta y ascendemos a lo alto del cañón, en menos de una hora, se alcanza la cascada del río Gollorio, un afluente del río Dulce, de más de 20 metros.
Si quereís algo más que una excursión de un día, no dejeis de visitar Sigüenza y su comarca, a la cual dedicaremos otro capítulo algún día.



6 de noviembre de 2009

Rincones con encanto de Venecia

En este último capítulo dedicado a Venecia vamos a recorrer algunos lugares con encanto, algunos de ellos alejados de los clásicos recorridos turísticos.

El primero es muy conocido, el Mercado de Rialto, situado al lado del famoso puente de Rialto y que es eclipsado por él, pasando a veces el turista de largo. Es el mercado de verduras, frutas y pescados por excelencia de la ciudad, presente desde época medieval. Fijaros en la tribuna pública conocida como el jorobado, desde donde se anunciaban los cambios legislativos.






Otro lugar alejado del bullicio es el Arsenale, antiguos astilleros donde se construyeron los barcos que hicieron de Venecia la dominadora del comercio marítimo. Sus puertas estan custodiadas por leones de piedras traidos por comerciantes desde las islas griegas. Actualmente son la sede de la feria de Arte Bienal.


- Arsenale -


Muy poco conocido es el gueto judio situado en el barrio de Cannaregio. Curiosamente este término proviene de aquí. "Getto" es una pieza de fundición, en este lugar hubo una antigua fundición de hierro y fue donde se refugiaron los judios expulsados de España en 1492, obligados a vivir en este recinto. Una placa recuerda a los que fueron deportados por los nazis. Por sus tranquilas calles se puede ver a algún judio ortodoxo con su típico atuendo, que choca con el gentio turístico de la ciudad.

Y para terminar y relajarnos, podemos sentarnos en cualquier terraza del Campo Santa Margherita (próxima está la Scuola Grande dei Carmini) y disfrutar de un Spritz, mientras contemplamos el bullicio de la plaza, repleta de gente siempre, la mayoría auténticos venecianos.