10 de octubre de 2012

Desfiladero de La Hermida

Continuamos nuestra ruta por los Picos de Europa, pero esta vez en la vecina Cantabria. Nuestro destino es Potes, la capital de la preciosa comarca de la Liébana. El acceso desde la costa es a través del desfiladero de La Hermida labrado por el río Deva, que con sus 21 Km es el más largo de España.

Nada más iniciarse encontramos la pequeña localidad de Urdón, de donde parte un espectacular y exigente sendero que conduce a Tresviso, el pueblo donde se elabora el queso del mismo nombre, uno de los mejores que conozco. Es uno de los pueblos menos accesibles de los Picos de Europa y en coche tan sólo se puede llegar desde Sotres, en la vertiente asturiana. La ruta la hicimos hace años y es magnifica, aunque exige una buena forma física.

La localidad de La Hermida, que da nombre al desfiladero, cuenta con aguas termales y actualmente el antiguo balneario vuelve a estar abierto.



- Santa María de Lebeña -

Pero la joya del desfiladero se encuentra al final del mismo, a las puertas de Potes, en la pequeña localidad de Lebeña. Allí nos encontramos con la Iglesia de Santa María, una de las más representativas de arte mozárabe (siglo X). La entrada cuesta 1 €, hay visitas guiadas cada hora, excepto los lunes que está cerrado. Además de la propia arquitectura, el lugar destaca por dos árboles singulares, un gigantesco ejemplar de olivo y sobre todo un tejo milenario que desgraciadamente se secó tras una tormenta en el año 2007. El entorno donde se sitúa la iglesia con los Picos de Europa de telón de fondo es de postal.

Antes de llegar a Potes podemos entrar en el Centro de Visitantes de Sotama, un museo sobre los Picos de Europa que, para mi gusto, destaca más por el continente que por el contenido. La entrada es gratuita.


No hay comentarios:

Publicar un comentario